91% de iniciativas ciudadanas sobre TM por la Séptima, acogidas por la Administración

Publicado por Bogotá Cómo Vamos septiembre 12, 2017

Buses amigables con el ambiente, ciclorrutas y estaciones que puedan ser nombradas por la comunidad, algunas de las propuestas que recibieron el aval del Distrito.

Disponer de una flota de buses con tecnología limpia, construir estaciones verdes, asegurar un  sistema de bici-carriles conectados entre sí, permitir la interconectividad con otros modos de transporte y nombrar a las estaciones con base en el significado histórico y cultural que cada tramo tiene para los habitantes del sector, son algunas de las propuestas ciudadanas sobre Transmilenio por la Séptima que recibieron el visto bueno de la Administración y que serán incluidas en el diseño y construcción de este nuevo corredor vial.

El Distrito también les dio luz verde a las propuestas de crear un diseño integral para la estación ubicada sobre la calle 72 -de manera que preserve los elementos urbanos de la zona y refleje la identidad de centro empresarial- , preservar el patrimonio y la memoria histórica de la carrera garantizar un corredor vial verde, revitalizado.

Dichas propuestas, más de 30, agrupadas en 7 apuestas ciudadanas, recogen la visión de cerca de 200 ciudadanos, entre vecinos de la carrera Séptima, estudiantes, líderes comunitarios, académicos, colectivos sociales, empresarios y comerciantes. Todos ellos asistieron a los cinco talleres convocados por la Alianza ‘Construyendo nuestra Séptima’, iniciativa ciudadana conformada por Bogotá Cómo Vamos, Cámara de Comercio de Bogotá, Pontificia Universidad Javeriana, Universidad del Bosque, Corposéptima y Veeduría Distrital, que les dio voz a los bogotanos que viven y recorren este corredor vial.

Los asistentes a los encuentros trabajaron propuestas y opiniones alrededor de cuatro temas específicos: movilidad, espacio público, urbanismo y medio ambiente. Se consolidaron 20 iniciativas, las cuales se llevaron a una mesa técnica con expertos que aportaron análisis e ideas adicionales para la intervención urbana de este corredor. Los resultados de este trabajo se recopilaron en el documento ‘7 apuestas ciudadanas para Transmilenio por la Séptima’, que se entregó al Alcalde Peñalosa el 24 de abril pasado.

“Aceptamos la propuesta de los buses con tecnología limpia y estamos pensando en alternativas como un combustible Euro 6, incluso para todos los articulados, y buses eléctricos… Si se hace una foto hoy de la Séptima, entre las calles 32 y la 200, veremos sobre ella entre 1.500 y 2.000 buses. Cuando la troncal entre en servicio, habrá entre 150 y 200 buses, incluyendo los del SITP, lo que significa una reducción de la contaminación visual y auditiva, así como menos emisiones, con el mejor combustible posible”, afirmó María Constanza García, gerente del Proyecto Transmilenio por la Séptima.

La funcionaria también destacó que el diseño de la troncal, entre las calles 100 y 200, incorporará 10 kilómetros de ciclorruta, solicitud que hicieron los ciudadanos para todo el corredor, y cuya construcción no traía el diseño original.

Transmilenio por la Séptima irá de la calle 32 a la 200, tendrá 21 estaciones, 1 portal, 150 buses, un recorrido de 50 minutos y moverá, en estos 20 km, alrededor de 25.000 personas por hora-sentido. Actualmente, el Distrito está en proceso de adquirir 300 predios sobre el corredor e intervendrá 400.000 metros cuadrados de espacio público.

El corredor de la Carrera Séptima se conectará con las troncales 10, 26 y Caracas y, a futuro, con la Avenida 68 y la primera línea del metro.

A continuación, las iniciativas ciudadanas aprobadas por el Distrito que se incorporarán en el diseño del proyecto:

  •  Nombrar a las estaciones de TransMilenio con base en el significado histórico y cultural que tiene el tramo para los habitantes del sector.
  • Diseñar la 72 con Séptima como una estación integral preservando los elementos urbanos que reflejen la identidad del Centro Empresarial.
  • Conformar espacios, en sitios reconocidos, que permitan el desarrollo de múltiples actividades que resalten valores importantes como la protección del patrimonio cultural, social  y el cuidado del medio ambiente.
  • Mejorar el entorno urbano alrededor de las estaciones y generar nuevos espacios de reconocimiento, valor y disfrute de la ciudad.
  • Articular el diseño de la estación con el centro histórico de Usaquén. 
  • Conectar con los monumentos históricos aledaños y de gran valor cultural y patrimonial para el sector y la ciudad.
  • Contar con estaciones diferentes al sistema tradicional, conectadas con las características y dinámicas de los sectores.
  • Garantizar un corredor verde integrado a la estructura ecológica principal.
  • Recuperar las quebradas  e integrarlas al corredor de la Séptima, como aquellas entre la calle 183 y 200.
  • Disponer de una flota de buses con tecnologías limpias.
  • Garantizar estaciones verdes, amigables con el medio ambiente (Ej: páneles solares para iluminar estaciones)
  • Diseñar espacios para la comunidad como plazoletas, puntos de reunión, zonas verdes, en especial para la calle 183.
  • Permitir que el sistema tenga una interconectividad con otros modos de transporte.
  • Fortalecer el mobiliario urbano para el aprovechamiento económico alrededor de las estaciones.
  • Elaborar una estrategia integral de movilidad acompañada de un programa de cultura y pedagogía ciudadana.
  • Mejorar y establecer nuevos pasos seguros.
  • Asegurar que el diseño cuente con un sistema de bicicarriles conectados entre sí.
  • Promover espacios, procesos y campañas pedagógicas alrededor del significado histórico de la zona.
  • Formular un plan para mitigar los impactos de la movilidad durante la ejecución de la obra.
  • Mejorar los andenes del corredor (accesos, tamaño, mantenimiento).
  • Garantizar un acceso universal y diferencial para toda la población (adulto mayor, personas con discapacidad, niños, etc.)
  • Impulsar la participación ciudadana en las diferentes etapas de la construcción de la troncal.
  • Definir diferentes canales de comunicación hacia la ciudadanía con información pertinente, oportuna y clara sobre el proyecto en sus diferentes etapas.
  •  Invitar a la ciudadanía a la construcción y mantenimiento de espacios integradores para la apropiación y cuidado de espacios comunes. (Ej: embellecimiento de fachadas, culatas, etc.).
  • Promover procesos pedagógicos para la apropiación y uso del sistema.
  • Garantizar una articulación interinstitucional para lograr un verdadero proyecto urbano integral.
  • Establecer una gerencia para el proyecto.
  • Incluir el proyecto en el POT y demás normas e instrumentos de gestión del suelo.
  • Consolidar un verdadero proyecto integral para un diseño urbano más allá de las necesidades de movilidad.
  • Establecer mecanismos de control y seguimiento para el cumplimiento de los tiempos de obra, presupuesto y demás riesgos como corrupción.

Más información sobre la alianza, los talleres y el proyecto aquí.